jueves, 9 de septiembre de 2010

COLOMBIA: Niños en el Departamento del Meta no tienen un futuro claro debido al maltrato y la violencia PARTE II


Colaboracion: Compañera Mireya Beltran Rodriguez...

El maltrato y el desconocimiento de sus derechos pinta un panorama nada alentador para algunas generaciones que crecen con carencias afectivas, y económicas y otras dificultades.

Pese a que los medios y algunas instituciones estatales y privadas pregonan que los derechos fundamentales de los niños y adolescentes prevalecen sobre cualquier otro derecho, el comportamiento de una sociedad egoísta y resentida les cierra los espacios para que crezcan en un ambiente sano, lejos de las agresiones y del maltrato.

Abuso sexual, explotación sexual y laboral, mendicidad, maltrato psicológico y físico y abandono, entre muchos otros, se han convertido en las principales agresiones que tienen que soportar los niños y adolescentes en algunas regiones del Meta, incluida su capital.

Según el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), en los cinco centros zonales que tiene en el departamento, hasta julio se habían recibido 889 denuncias por violación a los derechos de los niños. Es decir 127 cada mes.

Para Nubia Pacheco, abogada defensora de los Derechos de los Niños del ICBf regional Meta, la vulnerabilidad de los niños se refleja en aquellos que, a la fuerza, son convertidos en trabajadores (en ventas callejeras), en los que deben acompañar al papá o a la mamá a vender en la plaza o a recoger chatarra, o los que son 'empujados' a la delincuencia y eso es una violación a los derechos del niño.

"El niño maltratado es otro reflejo del desconocimiento de sus derechos, pues se forma en hogares en los cuales la violencia hace parte del pan de cada día. Muchos padres piensan que corregir al niño es pegarle con un palo y castigarlo con reprimendas severas y eso es un problema social muy serio", dijo la abogada.

El ICBF ha encontrado casos de niños y niñas que nunca han tenido acceso a la salud , y luego, cuando por fin los llevaron al médico, encuentran que es un niño especial o que tiene una enfermedad avanzada.

Jaime Alberto Romero, director regional del ICBF, dijo que en ocasiones llegan al Bienestar Familiar sin tener siquiera el derecho a la identidad porque "a los padres no les da la gana de registrarlos y son niños que aparecen sin ninguna validez jurídica. 

"Nosotros como sociedad no nos estamos preocupando por nuestros niños y adolescentes y eso muestra el subdesarrollo del país", dijo Romero.