lunes, 11 de octubre de 2010

Mario Vargas Llosa: un liberal pro-israelí muy Nobel-ístico


La frase no es baladí. Es notable cómo las sociedades aceptan sin ningún tipo de crítica frases de este tipo cuando se trata de escritores o artistas talentosos y consagrados:  "Creí que se habían olvidado de mí". ¿Qué significa esta clari-vidente declaración? ¿Significa lisa y llanamente que el propio escritor peruano ya se había autootorgado el Nobel de Literatura? Ego-rabuena, mi escritor.

Las primeras declaraciones del prolífico literato, entre otras, fueron las siguientes:


Nuestro escribidor se alegraría si además han sido tenidas en cuenta sus opiniones políticas a la hora de decidirse a otorgarle el premio de la Academia sueca. ¿Y cuáles son sus opiniones políticas con respecto a Israel, por ejemplo?

"Siempre he sido un defensor de Israel, pero también reconozco el derecho de los palestinos a tener un estado viable y por esa razón, soy también un crítico severo de los asentamientos israelíes, que son un obstáculo en este momento para las negociaciones de paz"

Aquí deja meridianamente clara su posición pro-israelí maquillada de equidistancia y aceptando el derecho de los palestinos a un Estado (con fronteras de 1967). Su posición se asemeja profundamente a la del concejal de Jerusalem por el Partido Meretz, Meir Margalit (al que considera un amigo personal) que ustedes ya han podido conocer a través de nuestra entrevista difundida por aquí en 2 partes el 6 y el 11 de Septiembre.

"...un país democrático y pionero, que, en medio de un desierto y a la vez que libraba tres guerras, ha sido capaz de construir una sociedad del primer mundo, próspera, moderna, pluralista y de instituciones sólidas, y de integrar en su seno a gentes procedentes de todos los rincones del planeta, de costumbres, lenguas y tradiciones diferentes. Aunque no lo sea para los árabes, esta sociedad es para los israelíes absolutamente libre..."

Cuanto menos bien curiosa su idea de Democracia y libertad que no lo es para los árabes pero sí para los "israelíes". ¿Qué habrá querido decir nuestro escritor cuando diferencia árabe de israelí? Hasta donde sabemos, hay árabes israelíes. Hasta donde sabemos israelí es aquel que vive en Israel, sea judío, musulmán, cristiano o druso. En una de esas nuestro tan bien informado escritor sabía ya algo sobre la futura ley que obligaría a los que soliciten la ciudadanía israelí a jurar lealtad a Israel como "Estado democrático y judío". 

Pero es que también aquí queda poco claro, ya que sabemos también que se puede ser árabe y judío. En una de esas habrá querido diferenciar a judío israelí de los israelíes no judíos. En este sentido estamos de acuerdo con el escritor, Israel es una Estado racista y colonialista en su realidad social, política, institucional y legislativa. ¿Es eso una Democracia? Para el escritor sí. Ya se sabe, la amistad está por sobre todas las cosas.

"Ésta es la quinta vez que vengo a Israel...y partí tres días después de que los comandos israelíes asaltaran en aguas internacionales el  Mavi Marmara  perpetrando unas violencias inútiles..."

Al parecer Vargas Llosa diferencia la violencia útil de la inútil. ¿Cuál será la violencia útil que ejerce su amigo Estado de Israel frente a su víctima histórica, el pueblo palestino? Habrá que preguntárselo, pero al parecer el escritor sólo critica ciertas políticas realizadas por el Estado de Israel sólo a partir de 1967. Lo que nos deja en la casi seguridad de que lo que los palestinos llaman la Nakba, la tragedia iniciada a partir de 1948 como prolegómeno de la fundación del Estado de Israel y que historiadores israelíes como Ilan Pappé se encargaron de llamarla por su nombre: limpieza étnica, puede ser considerada por el Nobel de Literatura como violencia útil. Interesante.
¿Pero qué decir sobre su amistad con el ex presidente de Colombia, Álvaro Uribe Vélez, que formó parte de la vicepresidencia de la comisión de investigación de la ONU sobre el ataque y masacre a la Flotilla de la Libertad? Veamos:

"Pero la conclusión política más importante que se desprende de la Operación Jaque es la lucidez de visión y el coraje de ese gran estadista latinoamericano que es Álvaro Uribe..."

Las declaraciones están hechas en el contexto de la liberación de Ingrid Betancourt y 14 secuestrados por las FARC en 2008. 

Está claro que nuestro querido escritor tiene preferencias por los gobiernos más democráticos y respetuosos de los derechos humanos que existen a un lado y el otro del Atlántico. 

A esta altura nos preguntamos si la Academia sueca ha tenido en cuenta, a la hora de decidir el Nobel de Literatura, sus opiniones políticas, como él nos recordaba con deseos en sus primeras declaraciones. Habrá que preguntarle a los suecos si esto fue así...o se hicieron los suecos.